sábado, 28 de octubre de 2006

Ven aquí

Que no te voy a hacer nada. Ven.
Algunas tristezas son anticipadoras de alegrías, así que hay que agradecerlas. Volveremos a pintar de rojo y verde la bandera de Portugal.
No te he contado los últimos libros que he traído a mi casa. Autorretrato con radiador, de Christian Bobin. Recomendación directa de un auténtico catacrack a la hora de lanzar libres directos y colarlos por la escuadra literaria. Huele a destreza desde lejos, mecánica auténtica de palabras. El mejicano Guillermo Fadanelli supo seducirme lo suficiente desde la estantería de la librería para traerme a casa su Educar a los topos. Raro sería que alguien que publica en Anagrama, que procede de Latinoamérica no supiera conmoverme. El editor Jorge Herralde ha publicado Por orden alfabético. Escritores, editores, amigos. Auténtico vademécum de impresiones de uno de los primeros espadas de la edición española. Espero de este libro que me abra nuevos caminos, que me proporcione nuevas postas en forma de autores. Y, por último, uno de Silvina Ocampo, Las repeticiones y otros cuentos inéditos. Poco conozco a esta argentina, lamentablemente, y su pertenencia al círculo inmediato de Bioy Casares y de Borges es pasaporte más que suficiente para profundizar en su literatura.
Tengo argumentos mas que suficientes para pensar que estoy siendo certero sobre apreciaciones sobre mi mismo, y duele acertar con uno y equivocarse con otros. Me duele la cabeza que le duele a otros, y no encuentro ningún analgésico que me consuele. Afortunadamente, atravesando túneles consigo llegar a lugares donde sueño con escribir letras de canciones.
El suelo tiembla bajo mis pies, y los sismógrafos asienten cuando les miro, asustados.
Ven aquí, que no voy a hacerte daño, oigo dentro de mí. Oigo voces, afortunadamente.

22 Comments:

Blogger Manuel said...

¿Quién te habla? A mi una voz me dice que intente hacer algo más, pero siempre intento callarla.

28 octubre, 2006 23:19  
Blogger hera said...

Pues, con todas esas voces dentro, aceptar la invitación de ir es algo casi imprrogable.
Sobre Silvina ocampo, a la que he leído, podría comentar que parecería que es de las que tampoco
pude eludir la sombra de Bioy, quizas la incluya en la serie "mujeres"ahora que me la ecuerdas.
Sus relatos son extremadamente melancólicos, su estilo, hmm, antes de comentar mi impresión me gustaría le3r la tuya....tampoco pude solventar la cercanía glamorosa de Victoria Ocampo....el circulo de Florida alq ue pertenecian borges y demás marcaba demasiado....bueno....ya seguiremos...
Gracias por tu coemntario en mi post.
Un saludo

29 octubre, 2006 09:19  
Blogger pApArulAs said...

Un aporte que te puede interesar :
http://www.pagina12.com.ar/diario/contratapa/13-75180-2006-10-27.html

Saludos !

29 octubre, 2006 09:49  
Blogger Tamaruca said...

Creo que es bueno hablar consigo mismo... es el únimo modo de entenderte y llegar a acuerdos, se trata de alcanzar esa paz interior, ¿no?

Te preguntaré acerca de tus nuevas adquisiciones literarias. Tengo una de esas temporadas devoralibros que nos dan de vez en cuando, tal vez porque la rutina del otoño incita a escapar a realidades paralelas, no sé...


Un besico :-)

29 octubre, 2006 10:16  
Blogger Cabiria said...

Detective, sigues ahí.... al acecho... qué bien. Tristezas anticipadoras de alegrías, así como alegrías anticipadoras de tristezas, no podía ser de otra manera, es el movimiento de las olas, pero lo bueno y lo malo de estar en un estado o en otro es que ya conoces la previsión del tiempo de mañana... o de pasado. Y las olas, a diferencia del hombre del tiempo, nunca se equivocan.
De voces interiores conozco menos, pero tú, siendo amigo de los detectives salvajes, sabrás que a uno de ellos le tocó la lotería obedeciendo a sus voces interiores, y se hizo rico. No esta mal ¿verdad?

29 octubre, 2006 10:58  
Blogger Cabiria said...

Por cierto, una que también tiene ínfulas de detective y que sabe seguir el rastro encontró la página del "poeta". El de aquí, el nuestro. Gracias

29 octubre, 2006 11:02  
Blogger gaia56 said...

Sigue tu instinto decía Nina Mouskouri.
Es bueno oir voces y seguirlas y además con la fabulosa compañía de tu biblioteca el encuentro al que vas debee ser un encuentro muy rico.

29 octubre, 2006 11:31  
Blogger Sintagma in blue said...

páginas blancas rememoran futuros

29 octubre, 2006 13:22  
Blogger churra said...

Estoy un poco impresionada con tu blog.
Seguire las voces que te hablan y buscare esos libros .

Encantada

29 octubre, 2006 13:42  
Blogger pies diminutos said...

"Me duele la cabeza que le duele a otros", siempre tan genial, señor Detective... me encanta saber lo que estás leyendo, tienes un gusto diferente, pecualiar, te sales del patrón y eso me interesa. Chao!

29 octubre, 2006 13:59  
Blogger Javier López Clemente said...

No he leído la entrada, detective. No he podido hacerlo tras quedarme varado en su primeras líneas.
"Algunas tristezas son anticipadoras de alegrías" dijiste.
Y he mirado mi tristeza de nuevo hasta dejarla junto al teclado y frente a estea bitácora. Me he levantado para encontrar la alegría que me merezco y no he leído tu texto.
Salu2 Córneos

29 octubre, 2006 15:45  
Blogger Rasha said...

Hay mucho miedo al decir lo que verdaderamente sentimos, ahí entra el subrealismo en escena...

Pd: Intenta seguir a esa voz..

29 octubre, 2006 15:46  
Blogger Batiscafo said...

uy, en el instante en que te has perdido totalmente lo mejor es calmarse, echarse una siestecita... es gracioso, solía leer a Bioy Casares en veranoo cuando me sentía mal, mal

29 octubre, 2006 17:27  
Blogger nancicomansi said...

Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

29 octubre, 2006 17:42  
Blogger nancicomansi said...

El día que dejemos de escuchar voces, ese día estaremos muertos...eso sí, es todo un arte saber distinguir de entre ellas, las que son benefactoras de las que no lo son, pero me parece que tú, ese problema no lo tienes. ¡Ah! me apunto tus novedades literarias, tu siempre estás "a la pàge". besos literarios.

29 octubre, 2006 17:46  
Blogger Julia said...

Sñr. Detective yo también oigo voces que me llevan a pensar en internarme en un psiquiátrico nada más acabe de escribir este comentario. Pero si tu también las oyes ya me quedo más tranquila. Cada vez que visito tu lugar acabo sorprendida y, es más, acabo releyendo posts que ya leí. Gracias por visitarme y gracias por escribir. No lo dejes nunca Sñr. Detective!
Besos

29 octubre, 2006 18:08  
Blogger pApArulAs said...

Bueno, solo me quedo con lo que para mi es mas importante, escribi canciones !!!! Soy silvina, del blog "paparulas" te mando mi pagina www.silvinarocha.com.ar, ahi aparecen varias letras de canciones.... la cancion es la sintesis perfecta entre las palabras y la musica, y esta buenisimo !!!!!

29 octubre, 2006 18:19  
Blogger Lost in Translation said...

:)

29 octubre, 2006 18:30  
Blogger Lost in Translation said...

hay cosas voces que me dicen a mi muchas cosas, pero ninguna es la que logro realizar. Estoy cansada, estoy muy cansada de no poder luchar y poner remedio a muchos asuntos sin arreglo.

29 octubre, 2006 18:55  
Blogger XXXX said...

Aqui vengo y sé que no me harás daño alguno.

Hermoso escrito, se nota que eres un hombre tierno y cuidadoso.

Gracias mil por visitarme y por tu comentario.

Besitoz.

29 octubre, 2006 19:21  
Blogger Sofia said...

mas inspirado que nunca creo yo, las musas han de hablarte bastante seguido...

29 octubre, 2006 19:25  
Blogger Olvido said...

Tomo nota.
Afortunadamente.

31 octubre, 2006 06:25  

Publicar un comentario

<< Home

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.